lunes, 10 de diciembre de 2012

Día 230. Preparándome para la Ascensión 21-12-12. La Energía. Parte 3

Preparándome para la Ascensión es una serie de artículos que estoy realizando para exponerme y compartir la relación de este fenómeno de la mercadotecnia de la New Age con la Energía, es decir con la creación de un movimiento de “conciencia planetaria” como plataforma para desarrollar las “cualidades” para Ascender a la 5ª dimensión en el 21-12-12 como inicio de una nueva era.  Una copia/plagio de la religión cristiana sobre la Ascensión de Jesús a los Cielos (Lucas 24:50-51)  que utiliza la nueva religión de la New Age, en la que sustituye la fe en Jesús, en la fe en la energía.


Este post es continuación de:
Día 227.Preparandome para la Ascensión 21-12-12. Elevar la Vibración
Día 228.Preparándome para la Ascensión 21-12-12.  La Energía. Parte 1
Día 229.Preparándome para la Ascensión 21-12-12.  La Energía. Parte 2

Aplicación del Perdón como Uno Mismo, Aplicación Correctiva y Compromisos a caminar en lo físico.

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido creer que a mayor cantidad de energía acumulada mayor “expansión de la conciencia”, no dándome cuenta que expansión equivalía a aumentar la creencia dentro de los sistemas de la mente, donde los sistemas no son más que pensamientos, sentimientos y emociones. 

En y cuando me vea a mi mismo creer que a mayor energía acumulada mayor expansión de conciencia para ser atrapado en la mente, me detengo y respiro.


Me comprometo a no expandir mi conciencia, sino a existir como mi consciencia “aquí”, para ver, darme cuenta y entender cómo es que me estoy dirigiendo. Así es como me apoyare en lo físico, estando presente como yo mismo, como el ser en lo físico. 

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido creer que la energía podría sanar y cambiar mi vida. Creyendo como la sanación en lo físico y en la mente, y el cambio de vida en la manera de existir. Concluyendo que ninguna de las dos cosas ocurrió, sino que me experimenté dentro de mi imaginación como una idea de cómo estaba existiendo. Dándome cuenta, ahora, que ese tipo de vida solo estaba en mi mente y que no coincidía con lo que estaba ocurriendo en mi realidad física.

En y cuando me vea a mi mismo creer que la energía puede sanar mi cuerpo físico y mis conflictos psíquicos, me detengo y respiro. Me doy cuenta de que todas las “sensaciones”, fueron eso, sensaciones de la mente, no detectando ningún cambio en lo físico, ni antes de la amputación de mi pierna derecha, ni después de una miocardiopatía.

Me comprometo a investigar cómo es que los pensamientos, sentimientos y emociones interfieren en el cuerpo físico, modificando su estructura. Me comprometo a ver que el respiro en lo físico es la manera de permanecer aquí como la vida, dándome cuenta que cuando existo como el respiro me traigo aquí a la realidad de mi cuerpo físico.

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido comprar libros y asistir a cursos y seminarios sobre energía y sus derivados,  esperando que alguna solución pudiesen ofrecer a los temas planteados sobre sanación física o evolución de la conciencia, dándome cuenta que el mayor precio que pague fue el desgaste físico y la esclavitud de los sistemas.

En y cuando me vea a mi mismo utilizar el dinero para apoyar a la mercadotecnia de la New Age como creencia/religión que todo lo promete y todo lo cura mediante la energía, me detengo y respiro.

Me comprometo a utilizar el dinero como apoyo al desarrollo y expresión de lo físico y como lo físico, dándome cuenta de que vivo en una realidad compartida donde del dinero depende la propia subsistencia y la de organizaciones mundiales, convirtiendo la vida a imagen y semejanza de cómo funciona la mente: poder, control y manipulación.

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido no darme cuenta de que las terapias y cursos sobre energía, nunca hablaron de una corrección del individuo como lo que es mejor para uno y para todos en Igualdad, sino que reafirmaban el ego de la mente como interés personal a través de manipulación y control sobre otros.

En y cuando me vea mi mismo asistir a cursos, seminarios sobre energía, como la mente, me detengo y respiro. Me doy cuenta de que el funcionamiento de la energía es igual al de la mente: genera sensaciones, imágenes y actúa por polaridad.

Me comprometo a asistirme y apoyarme a mí mismo dentro de la integridad de mi cuerpo físico, como uno e igual a todo y a todos.

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido creer en el Fin del Mundo, tal y como lo conocemos, como consecuencia de la "baja vibración energética" de la humanidad como responsable de las conductas de abuso entre los individuos y hacia la naturaleza, no dándome cuenta de que ha sido precisamente la creencia en las energías de la mente lo que imposibilita vernos dentro del principio: “No hagas a otro lo que no te gustaría que te hicieran”

En y cuando me vea a mi mismo dentro de la creencia del fin del Mundo, tal y como lo conocemos, debido a la baja vibración energética, me detengo y respiro. Me doy cuenta de que el problema precisamente es de creencias, no de fin del mundo, donde el fin del mundo, tal y como lo conocemos, podría ser por los abusos que podamos cometer dentro y fuera de nosotros mismos en la fisicalidad.

Me comprometo a apoyar la fisicalidad para que todo en este mundo pueda permanecer dentro de la estabilidad y la consistencia de la naturaleza de cada parte.







No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada