sábado, 2 de febrero de 2013

Día 279 Mi Personaje “yo elijo”. Parte 7.



Este post es continuación de:
Día 273 Mi Personaje “yo elijo”. Parte 1.
Día 274 Mi Personaje “yo elijo”. Parte 2.


Dimensión comportamiento
Ceño fruncido 

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido reaccionar físicamente con el ceño fruncido cuando me veo ante una elección, preocupado en lo que voy a escoger, no dándome cuenta de que mi cuerpo está manifestando una experiencia mental como resultado de creer que estoy decidiendo por mí mismo, cuando la elección se produce dentro de mi preprogramación.

En y cuando me vea mi mismo reaccionar físicamente con el ceño fruncido cuando me veo ante una elección, me detengo y respiro. Es decir, mi cuerpo no tiene que estar movido por la energía de la mente, en lo que se le ocurra dentro de los sistemas de conciencia,  sino que tomaré un respiro para dirigirme como la expresión física, y no como la expresión de la duda, o como la expresión de la alegría o la tristeza, dentro de un tobogán de emociones como reacción a la elección que he tomado por resultarme beneficiosa sin considerar la vida en su totalidad.

Me comprometo a seguir investigando cómo es que elegimos según nuestra preprogramación creyendo que con ese acto somos seres libres, al pensar que yo he tomado una decisión, no dándonos cuenta de que la vida no es una elección sino un verse a sí mismo dentro de la existencia de este mundo, donde nacemos con un cuerpo físico y nos encontramos en una familia donde empezamos a desarrollarnos según los patrones de esa familia, sociedad y cultura, y en ello no hay elección, sino evolución de la conciencia. Y que esa evolución no indica que estamos eligiendo, sino que nos estamos especializando en un determinado campo de la actividad social, y sin darnos cuenta de las condiciones de vida que hemos establecido como la ley del más fuerte, basadas en el egoísmo y la avaricia, por lo que las elecciones son de supervivencia de uno mismo, como poder y control.

Hombros encorvados

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido existir dentro de mi cuerpo físico con los hombros encorvados al verme dentro de una decisión, no dándome cuenta de cómo el cuerpo se está dirigiendo en la interrelación de control de la mente sobre el cuerpo, sin darme la oportunidad de pararme a ver qué está sucediendo para que mi cuerpo exprese esa postura en ese momento.

En y cuando me vea a mi mismo existir dentro de mi cuerpo físico con los hombros encorvados al verme dentro de una decisión, me detengo y respiro. El que mi cuerpo se encuentre en una determinada postura es responsabilidad mía, y como mi responsabilidad puedo dirigirme como lo físico, en la conciencia de mi cuerpo, entonces si mi cuerpo se encuentra encorvado me daré cuenta y veré como es que se encuentra en esa postura, si por propia decisión o por inconsciencia de mi sistema mental. Así podre rectificar esa postura y adoptar la más conveniente en ese momento desde la percepción de mi fisicalidad.

Me comprometo a ir descubriendo cada detalle de mi cuerpo físico, cada movimiento del musculo y órganos, como el desarrollo de la atención a mi mismo como un ser físico y descubrir en cada momento como es que estoy existiendo en esta realidad.

Vacio en el estomago

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido existir dentro del vacío en el estomago al verme dentro de una elección, no dándome cuenta de que es resultado de la intranquilidad e incertidumbre que supone el tomar la decisión adecuada que colme mis intereses. Así si acierto, ese vacío en el estomago como vacio de la mente se llenará por el objeto de mi decisión y me veré dentro de la experiencia creyéndome que he tomado una decisión por mí mismo, cuando en realidad se ha convertido en una experiencia para colmar a mi mente y saciarla en su deseo.

En y cuando me vea a mi mismo existir dentro del vacío en el estomago al verme dentro de una elección, me detengo y respiro. Cuando me vea dentro del vacío veré cual es su origen, si indica apetito o si indica deseo de adquirir un objeto y verme en una elección en busca de una experiencia mental, donde uno pueda cargar las baterías del sistema. Entonces actuaré en consecuencia dirigiéndome como la expresión de mi mismo como integración de lo físico y la mente.

Me comprometo a seguir viendo como los procesos mentales pueden ser transformados en procesos físicos en esta realidad física, ya que siempre nos hemos dirigido por deseos, intereses y poder personal. En cambio mi apuesta, mi confianza está depositada en lo físico como criterio que podemos usar para convertir este mundo en un lugar de honestidad como uno mismo y dignos de confianza de unos y otros.

En el próximo post continuaré con la dimensión consecuencias

Investiga
Desteni
Foro Desteni Español
Youtube Español   
Sistema Monetario Igualitario
Material de Apoyo EQAFE
Pasos para la Conciencia de Uno Mismo
Formación gratuita (en ingles)
Revista Desteni en Español











No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada